Menta: 3 infusiones para aliviar las alteraciones digestivas

menta infusiones

La menta es una planta con aroma fresco que gracias a sus potentes propiedades digestivas, antibacterianas, antigripales, analgésicas y antisépticas es usada como un efectivo remedio natural. Además, es excelente para calmar molestias estomacales.

Por eso, te compartimos tres infusiones que te aliviarán la indigestión, para que puedas disfrutar de tu rutina diaria sin padecer esta incómoda sensación.

3 Remedios caseros para la indigestión

Gracias a su potente acción carminativa, esta planta se ha convertido en un gran aliado para calmar la mala digestión y las flatulencias. Pon a prueba estas 3 infusiones para reponer tu intestino:

1# Menta con aceite de oliva

Combina las propiedades de la menta con el aceite de oliva, que también es un componente efectivo para tratar diversas alteraciones. Entre esas, la temida indigestión. Por ende, esta combinación es sumamente ideal para reponer tu sistema digestivo.

Solo necesitas un frasco, aceite de oliva y algunas hojas de menta. Limpia, corta y machaca muy bien la menta. Luego, añádela al frasco para llenarlo de aceite y, por último, ciérralo para que repose toda la noche. En la mañana siguiente, cuela el aceite para extraer los grumos de menta y listo, ya podrás ingerirlo.

3# Té de menta

Es una alternativa natural sencilla, rápida y muy efectiva. Lo primero que debes hacer es llevar al fuego un recipiente con un vaso de agua, mientras lavas muy bien las hojas de menta.

Cuando el agua llegue a su punto de ebullición, agrégale la menta para poder extraer los aceites necesarios. Al momento que esté lista la infusión, espera que repose unos minutos antes de colarla.

Por último, sirve en una taza y agrega el endulzante de tu preferencia.

3# Infusión de menta, anís y toronjil

Las propiedades de las semillas de anís y las hojas de toronjil junto a las bondades de la menta se combinan para crear un eficaz té que puede combatir las molestias digestivas.

Para preparar esta infusión, en un recipiente mezcla 2 cucharaditas de semillas de anís, 2 cucharaditas de hojas de toronjil y 2 cucharaditas de menta. Luego, añade una taza de agua caliente, deja reposar por unos minutos, cuela y bebe.

Las propiedades de la menta pueden ser de mucho provecho para aliviar malestares y alteraciones estomacales. Y al combinarlas con otros componentes igualmente efectivos, los resultados son muy satisfactorios para tu sistema digestivo.