Nutrición

Los problemas de salud que nos puede ocasionar los smartphone

Los dolores recurrentes se localizan estadísticamente en el tracto cervical debido a la flexión continua de la cabeza hacia adelante mirando al smartphone.

Si a menudo experimenta dolor en el área cervical durante el día o dolores de cabeza, es probable que el problema sea que pasa demasiado tiempo en su smartphone u ordenador. La alarma fue lanzada por varios expertos en ortopedia, que informan de daños cada vez más frecuentes en la postura de las personas que utilizan la tecnología móvil de forma continua durante todo el día.

Además de los daños en la columna, el dolor recurrente se localiza estadísticamente en el tracto cervical debido a la flexión continua de la cabeza hacia adelante, mientras que el riesgo de patologías posturales permanentes surge del soporte continuo de las manos sobre el teclado de un PC.

Los teléfonos inteligentes proporcionan dolores de cabeza y cervicalgia

Las personas que usan el teléfono para leer a menudo no tienen la posición correcta del cuerpo, especialmente cuando están sentadas. No es raro que las personas lean con las piernas superpuestas, la cabeza doblada y la espalda doblada e incrustada en los hombros.

Los estudios estadísticos muestran que los italianos pasan alrededor de 6 horas al día usando su ordenador y son capaces de recoger su smartphone más de 150 veces al día para consultar correos electrónicos, redes sociales o jugar a juegos. Este es un problema para los adultos, pero es una preocupación importante para los grupos de edad más jóvenes, que pueden desarrollar enfermedades ortopédicas mucho antes de tiempo.

Así que, si quieres deshacerte de los dolores diarios, pero no quieres renunciar a la consulta obsesiva de tu smartphone, al menos recuerda sentarte bien en la silla, no superpongas las piernas y mantén la pantalla a una altura que no fuerce la inflamación cervical. Unas cuantas sesiones mensuales de gimnasia postural para adultos o de gimnasia correctiva para niños no estarían nada mal.