Remedios caseros para limpiar los oídos

limpiar los oidos

Los típicos utensilios para limpiar los oídos, hisopos o cotonetes, pueden llegar a lastimar tus oídos si aplicas mucha fuerza. Afortunadamente, hay otras formas más naturales y sencillas de aseo. En esta nota te mostramos algunas alternativas naturales para que reemplaces los objetos comunes o artificiales que sueles usar.

Limpia tus oídos con estos remedios naturales

Aceite de oliva

El aceite de oliva contiene propiedades antisépticas que serán las mejores aliadas para evitar algún tipo de infección. Asimismo, te ayudarán a remover los grumos de cera escondidos en las paredes auditivas.

Para preparar un efectivo y rápido remedio casero, calienta a una temperatura moderada, 2 cucharadas de aceite de oliva. Luego, acuéstate de medio lado, vierte dos gotas en el oído con la ayuda de un gotero y tápalo con un algodón. Espera 10 minutos, y luego inclina la cabeza para que el líquido vuelva a salir.

Repite el mismo procedimiento con el otro oído. Y procura no excederte en la temperatura del aceite de oliva, a fin de no lastimar el área auditiva.

Vinagre y alcohol etílico

El vinagre y el alcohol etílico poseen componentes antibacterianos que pueden también prevenir cualquier sustancia infecciosa. Así que para preparar este efectivo remedio casero, toma 3 cucharadas de vinagre y 3 más de alcohol etílico, utiliza un envase para mezclar ambos ingredientes. Luego, humedece un pequeño trozo de algodón con la mezcla líquida, exprime 2 gotas en la entrada del oído, y deja actuar por 5 minutos.

Finalmente, retira el líquido inclinando el oído y repite el proceso en el otro.

Agua oxigenada

Este elemento líquido es especial para desinfectar las heridas, y también un buen aliado para el aseo. Por eso, puede ser utilizado para limpiar la cera de los oídos.

Para preparar el remedio casero, toma 2 cucharadas de agua oxigenada y 2 de agua normal, y mezcla ambas sustancias en un recipiente. Luego, emplea un gotero, para aplicar 5 gotas en el fondo del oído manteniendo la cabeza de medio lado. Espera 15 minutos y sacude el exceso de líquido. Finalmente, procede a agregar 5 gotas más en el oído opuesto.

Con estas sencillas prácticas podrás eliminar la cera de tus oídos. Recuerda no excederte de la dosis sugerida, y ten en cuenta que estas son opciones para asear tus oídos. Si lo que presentas es un dolor o infección, asiste a revisión médica para comprobar que todo marche bien en lugar de aplicar soluciones naturales arbitrariamente.