Beneficios del perejil en la salud: los puntos más importantes

El perejil o Petroselinum crispum es una planta aromática de origen mediterráneo. Pertenece a la familia de las Apiáceas. Desde la Edad Media, se ha reconocido que tiene varias virtudes terapéuticas. Es, de hecho el perejil, una planta con muchos beneficios, rica en nutrientes y oligoelementos. Sus componentes activos son los flavonoides, carotenoides, apiol, hierro, calcio, así como las vitaminas A, C y K.

Los beneficios del perejil para la salud

El perejil es uno de los condimentos más utilizados en la cocina. Conocido por realzar el sabor de los platos, también tiene varias propiedades medicinales. Propiedades que lo convierten en un excelente remedio para tratar:

  • Disfunciones del sistema digestivo: El perejil ayuda a fortalecer las habilidades motoras del tracto digestivo. También se utiliza para prevenir trastornos digestivos como la flatulencia y la hinchazón. Al mismo tiempo, ayuda a mejorar la eliminación de toxinas y desechos del cuerpo, lo que demuestra su efecto diurético.
  • Trastornos de la circulación sanguínea: Gracias a la vitamina K, actúa en la sangre como anticoagulante. Se recomienda especialmente en caso de períodos dolorosos o en caso de irregularidades del ciclo menstrual.
  • Enfermedades cardíacas y cardiovasculares: El perejil es eficaz en casos de hipertensión o arritmia cardíaca, especialmente taquicardia.
  • Patologías respiratorias: Ayuda a evitar los trastornos crónicos y estacionales de las vías respiratorias como la gripe, los resfriados o la tos.
  • Problemas de la piel: El perejil ayuda a aliviar las irritaciones de la piel y las picaduras de insectos. También retrasa el envejecimiento celular.
    También es conocido por mantener una buena higiene oral. Su propiedad de aromatización le permite luchar contra el mal aliento.

Sus diferentes formas de uso

En la medicina natural, el perejil se utiliza en diferentes formas:

  • Té de hierbas
  • Infusión
  • Aceite esencial
  • Polvo
  • Cápsula
  • Extractos
  • Cataplasma
  • Jugo

¿Cómo usar el perejil correctamente?

El perejil debe utilizarse en una determinada dosis para aprovechar al máximo sus beneficios para la salud.

  • Aceite esencial: para la aplicación en la piel, diluya 2 gotas de aceite esencial de perejil en aceite vegetal, masajee las partes a tratar con la mezcla.
  • Cápsula: 3 veces al día
  • Infusión: infundir 50 a 100 g de perejil en 1 l de agua.
  • Té de hierbas: para 30 cl de agua, añadir 1 raíz de perejil y llevar a ebullición. Tome 2 tazas por día y endúlzelas con miel si es necesario.

Contraindicaciones del perejil

Aunque es un ingrediente natural, su uso debe ser moderado para ser seguro. Ingerido en altas dosis, puede tener serias repercusiones en el corazón y los riñones. También se vuelve abortivo. Por esta razón, se desaconseja encarecidamente en las mujeres embarazadas y lactantes.

Además, al ser rico en vitamina K, no se recomienda a las personas que se someten a un tratamiento anticoagulante.

En cuanto al aceite esencial, no debe utilizarse en niños menores de 6 años.

También te puede interesar leer: Apio y perejil, alimentos que disminuyen el riesgo de sufrir cáncer de páncreas