Bienestar

Así se regeneran los pulmones al dejar de fumar

Dejar de fumar podría eliminar el daño pulmonar. Puede existir la posibilidad de un «rebobinado» para los daños causados por el cigarrillo. Dejar de fumar, de hecho, podría traer de vuelta, al menos parcialmente, las consecuencias a nivel pulmonar.

En los ex fumadores, de hecho, el tejido pulmonar parece regenerarse parcialmente con nuevas células sanas para reemplazar las dañadas por el tabaco. Así lo sugieren las investigaciones publicadas en la revista Nature y realizadas por Peter Campbell del Wellcome Trust Sanger Institute, en Hinxton (Gran Bretaña).

Campbell estudió en tubos de ensayo las células bronquiales de no fumadores, fumadores y ex-fumadores y comparó su ADN. El análisis demostró que las células de los tubos bronquiales de los fumadores presentan una acumulación de defectos genéticos (mutaciones) en números variables (de 1.000 a más de 10.000 mutaciones para cada célula), mientras que sólo una parte de las células de los ex fumadores presentan tantas mutaciones.

Una proporción variable de las células bronquiales de los ex fumadores tienen menos defectos genéticos y son totalmente comparables a los defectos genéticos medios del ADN de las células de los no fumadores. Los autores creen que esto es el resultado de la acción regenerativa de las células madre del pulmón que forman nuevas células sanas una vez que la persona ha dejado de fumar.

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.