Usar baños compartidos representaría riesgo de contagio de coronavirus

Usar baños compartidos, sobre todo el lugares públicos, puede representar un riesgo de contagio de coronavirus. Así lo determinó un nuevo estudio sobre el tema, publicado en la revista Physics of Fluids.

El riesgo se debe a que el vórtice de agua producido al tirar la cadena del inodoro, tiene una velocidad ascendente de 5 m/s. Esto lo hace capaz de levantar y esparcir partículas de aerosol hasta 106 cm del suelo. Además, incluso después de la descarga, es posible que las partículas en el aire sigan ascendiendo.

Por esta razón, al usar baños compartidos con personas desconocidas (como en el caso de los baños públicos), se corre el riesgo de infectarse. Pues sería muy difícil saber si un portador del virus lo usó primero, dejando partículas de la infección a través de sus heces en el baño.

Y es que, aunque no se puede afirmar con certeza aún si el coronavirus se transmite a través de las heces, se ha encontrado la presencia del virus en las heces de los pacientes infectados. Tal es el caso de un paciente tratado por el profesor Richard Quilliam de la Universidad de Sterling en el Reino Unido; en el cual, el permaneció en las heces hasta 33 días después de haberse curado. Esto se debe a que, según algunos estudios, el virus permanece en el sistema digestivo más tiempo que en el respiratorio.

Los virus SARS y MERS, también se transmiten por esta vía, por lo que no sería algo tan sorprendente. Así como también otros patógenos intestinales como el norovirus y el rotavirus.

¿Qué hacer para portegerse?

Es necesario e importante lograr bloquear la transmisión del coronavirus vía fecal-oro. Esta sería una clave importante para suprimir la difusión de COVID-19.

Por eso, se recomienda que se limpie o higienice bien el asiento del inodoro antes y después de usarlo.  De esta forma se eliminarías las partículas virales fluctuantes que pudieran quedar en la superficie. Además, se recomienda bajar la tapa antes de iniciar la descarga.

También te puede interesar leer: Respuesta inmunológica al coronavirus: cómo varía en cada persona