Descubre el sorprendente poder medicinal de la Graviola

La graviola es una fruta con múltiples beneficios para el organismo. Esta se ha convertido en protagonista de diferentes estudios para combatir enfermedades como el cáncer y la diabetes.

También conocida como Guanábana, esta fruta tiene su origen en Centro América y Sur América, es rica en diferentes nutrientes que benefician al organismo por sus propiedades antivirales, antioxidantes, antiinflamatorias, entre otras. Desde sus hojas hasta su pulpa son usadas en diferentes tratamientos de medicina natural.

Propiedades y nutrientes de la Graviola

La lista puede llegar a ser extensa, pero vamos a resumir los diferentes beneficios que contiene esta fruta exótica. Posee nutrientes como hidratos de carbono, magnesio, potasio, hierro, ácido fólico, tiamina y proteínas naturales.

Entre sus propiedades más reconocidas, se encuentran los beneficios antioxidantes que ayudan en los procesos de depuración del cuerpo, expulsando de manera eficiente toxinas y radicales libres. Es recomendada para personas con problemas hepáticos porque prolonga la salud del hígado; así como en embarazadas ya que ayuda de diferentes maneras tanto a la mujer como al feto durante la gestación.

¿Sabías que es una fruta ideal para personas hipertensas?

Se ha comprobado científicamente las propiedades medicinales de la graviola para personas que padecen hipertensión arterial. Asimismo, sus nutrientes ricos en potasio y magnesio le hacen un excelente relajante natural, en combinación con propiedades depurativas ayuda a regular el organismo de radicales libres y colesterol malo (LDL).

Es una alternativa natural ante la quimioterapia

Estudios realizados a extractos de guanábana demostraron reducir los tamaños de tumores cancerígenos, eliminando células dañadas y mejorando la actividad de sistema inmunitario del organismo.

Los antioxidantes ayudan al organismo a optimizar sus defensas y las funciones de los órganos encargados del proceso de depuración del cuerpo. De esta forma, esta fruta es una alternativa menos agresiva pero casi igual de efectiva que los tratamientos con quimio para diferentes tipos de cáncer.

Graviola para tratar la diabetes

Se demostró que las hojas de graviola en personas que padecen diabetes o son propensos a padecerla, pueden regular los niveles de azúcar del organismo. Es la base de muchos remedios naturales para tratar este padecimiento.

Alivia dolores relacionados con la artritis

Los beneficios antiinflamatorios y diuréticos ayudan a aliviar los dolores en las articulaciones, relajando el organismo y ayudándolo a deshacerse del exceso de líquidos en las coyunturas de los huesos.

La graviola o guanábana tiene diferentes usos más allá de los nombrados. Puedes usarlo para reforzar los efectos de medicamentos recetadas, o incluirla en tu rutina para mantener una salud óptima.