Salud

¿Tu hígado está bien? Estos son los síntomas comunes de la enfermedad hepática

publicidad

La enfermedad hepática es un término general que puede describir cualquier problema que dañe el hígado y afecte a su función. Las posibles causas incluyen infecciones, enfermedades genéticas, trastornos autoinmunes y cáncer. A medida que la enfermedad hepática progresa, la capacidad de funcionamiento del hígado puede disminuir hasta el punto de que ya no puede mantener a una persona con vida.

Una persona con síntomas de enfermedad hepática debe consultar a un médico para determinar el mejor tratamiento. El tratamiento temprano a menudo puede detener o retardar la progresión de la enfermedad hepática y mejorar la calidad de vida de una persona. Este artículo analiza los síntomas de la enfermedad hepática, así como su diagnóstico y las opciones de tratamiento.

¿Qué es la enfermedad hepática?

La enfermedad hepática describe varias condiciones médicas diferentes que dañan el hígado y hacen que funcione de manera menos eficiente. Hay muchos tipos diferentes de enfermedades hepáticas, que pueden ser causadas por virus, condiciones genéticas y cáncer, entre otras causas. Los tratamientos pueden curar algunas enfermedades que afectan al hígado y evitar que conduzcan a una insuficiencia hepática que ponga en peligro la vida. Las enfermedades del hígado pueden ser agudas o crónicas. La enfermedad hepática aguda se produce cuando algo daña repentinamente el hígado. La enfermedad hepática crónica se produce cuando algo continúa afectando al hígado durante 6 meses o más.

Síntomas generales

La enfermedad hepática aguda puede presentar varios síntomas, entre ellos:

  • Fiebre
  • fatiga o debilidad
  • color amarillo de la piel y los ojos, llamado ictericia
  • orina oscura
  • palidez
  • náuseas y vómitos
  • dolor debajo de las costillas en el lado derecho del cuerpo

En algunos casos, dependiendo de la causa de la enfermedad hepática, estos síntomas pueden aparecer repentinamente. También es posible que alrededor del 50% de las personas con enfermedad hepática aguda no tengan ningún síntoma. Las personas con enfermedad hepática crónica pueden no tener síntomas hasta que la enfermedad haya progresado durante muchos años.

Síntomas de la hepatitis

La hepatitis es una inflamación del hígado. Los tipos más comunes de hepatitis viral son A, B y C. Una persona también puede desarrollar hepatitis debido a medicamentos, toxinas o al consumo excesivo de alcohol. Los síntomas de la enfermedad aguda pueden aparecer entre dos semanas y seis meses después de la exposición. Los síntomas de la hepatitis crónica pueden tardar décadas en aparecer.

A continuación se presentan algunos síntomas comunes:

  • Fatiga
  • pérdida de apetito
  • fiebre
  • náuseas
  • ictericia
  • dolores abdominales
  • vómitos
  • orina oscura
  • dolores en las articulaciones

Sin embargo, algunas personas que viven con la hepatitis pueden no presentar síntomas.

Síntomas de la enfermedad del hígado graso

La enfermedad del hígado graso se produce cuando la grasa se desarrolla en el hígado. La grasa acumulada puede dañar el hígado de una persona con el tiempo, lo que perjudica su función.

Al igual que con otras enfermedades hepáticas, la enfermedad del hígado graso puede no producir ningún síntoma. Cuando los síntomas se presentan, pueden incluir:

  • debilidad
  • picor que dura mucho tiempo
  • fatiga severa
  • pérdida de peso inexplicable
  • ictericia
  • vasos sanguíneos que parecen telarañas en la piel

Síntomas de cáncer de hígado

El cáncer de hígado tiene varios síntomas en común con otras enfermedades hepáticas. Debe hablar con su médico lo antes posible si nota estos síntomas. El diagnóstico temprano puede ayudar a mejorar las posibilidades de un tratamiento exitoso.

Los síntomas comunes del cáncer de hígado son los siguientes:

  • pérdida de apetito
  • pérdida de peso involuntaria
  • agrandamiento del hígado
  • bazo agrandado
  • se sienten llenos después de una pequeña comida o tentempié
  • náuseas
  • vómitos
  • dolores abdominales
  • picazón
  • acumulación de líquido en el abdomen
  • ictericia

Síntomas de la cirrosis

La cirrosis se produce cuando el hígado está definitivamente cicatrizado y dañado. La cirrosis a menudo se desarrolla debido a otras condiciones, como la hepatitis o la enfermedad hepática relacionada con el alcohol. Puede causar varios síntomas en una etapa temprana, incluyendo:

  • molestia o dolor en la parte superior derecha del abdomen
  • falta de apetito
  • sentirse cansado o débil
  • vómitos
  • pérdida de peso involuntaria
  • náuseas

Con el tiempo, los síntomas pueden empeorar. Otros síntomas que pueden desarrollarse son los siguientes

  • ictericia
  • magullarse o sangrar con facilidad
  • Trastornos cognitivos
  • Mucha picazón en la piel
  • hinchazón en la parte inferior de las piernas, los tobillos o los pies
  • hinchazón abdominal
  • orina oscura

Síntomas de insuficiencia hepática

La insuficiencia hepática se produce cuando el hígado se ralentiza o deja de funcionar normalmente. Esta condición es de vida o muerte y requiere cuidado.

Los síntomas pueden ser leves al principio y empeorar a medida que la condición empeora.

Algunos de los síntomas tempranos más comunes incluyen:

  • fatiga
  • náuseas
  • pérdida de apetito
  • diarrea

A medida que la condición progresa, los síntomas pueden empeorar y pueden incluir:

  • confusión o desorientación
  • somnolencia extrema
  • coma

La insuficiencia hepática puede ser fatal.

Factores de riesgo de enfermedad hepática

Existen varios factores de riesgo potenciales para el desarrollo de la enfermedad hepática.

Los factores más comunes son:

  • el consumo excesivo de alcohol, que aumenta el riesgo de cirrosis o cáncer de hígado.
  • vivir con diabetes
  • Obesidad
  • colesterol alto
  • tener antecedentes de enfermedades hepáticas, como la hepatitis B o C, que aumentan el riesgo de cáncer de hígado
  • suplementos alimenticios perjudiciales
  • la exposición a toxinas ambientales, como productos de limpieza para el hogar o fertilizantes o pesticidas en frutas y verduras
  • sexo inseguro
  • El abuso de sustancias

La enfermedad hepática describe muchas condiciones diferentes que afectan al hígado y su funcionamiento. Es posible que una persona no tenga ningún síntoma de su condición hasta que haya vivido con ella durante años. Es importante hablar con un médico sobre cualquier síntoma que pueda indicar un problema hepático. Muchos tipos de enfermedades hepáticas producen síntomas similares. Por eso un médico puede necesitar ordenar pruebas para ayudar a hacer un diagnóstico y determinar las mejores opciones de tratamiento.

También puede interesarle leer: Abuso de alcohol: ¿bebes demasiado? síntomas y tratamiento

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.