Salud

Signos y etapas en fase inicial del cáncer de mama

publicidad

La estadificación ayuda a los médicos y a las personas a tomar decisiones sobre el tratamiento del cáncer. El cáncer de mama en fase inicial consiste en un tumor que no se ha extendido fuera de la mama. El cáncer de mama tiene cinco fases diferentes, que van del 0 al 4. Cada etapa numerada tiene letras adicionales que indican un estatus inferior o superior dentro de la etapa.

El cáncer de mama en fase inicial puede describir varios estados, del 0 al 3A. El tratamiento del cáncer de mama en fase inicial tiene como objetivo eliminar o curar el cáncer.

A continuación se explica lo que significa tener un cáncer de mama en fase inicial y las opciones de tratamiento.

¿Qué significa tener un cáncer de mama en fase inicial?

El cáncer de mama en fase inicial incluye cualquier forma que no se haya extendido más allá del tejido mamario local o de los ganglios linfáticos. Las etapas que definen como tempranas incluyen:

Carcinoma ductal in situ: también conocido como fase 0, el cáncer no se ha extendido desde los conductos o lobulillos, pero puede extenderse si no se trata.

Fase 1: suele ser un tumor más pequeño que no se ha extendido a los ganglios linfáticos y suele responder al tratamiento.

Fase 2A: Puede implicar cualquiera de los siguientes aspectos:

  • no tiene un tumor real y se ha extendido a menos de cuatro ganglios linfáticos axilares
  • tumor de entre 2 y 5 centímetros (cm) y que no se haya extendido a los ganglios linfáticos
  • tumor de menos de 2 cm de tamaño y diseminado a menos de 4 ganglios linfáticos.

Fase 2B: El tumor es:

  • entre 2 y 5 cm, y se ha extendido a menos de cuatro ganglios linfáticos
  • el tumor es mayor de 5 cm y no se ha extendido a ningún ganglio linfático

Fase 3A: Es una de las tres subcategorías de la fase III, y puede implicar:

  • un tumor de cualquier tamaño o inexistente y extendido a 4-9 ganglios linfáticos
  • un tumor de más de 5 cm y células de cáncer de mama de entre 0,2 y 2 milímetros (mm) que se encuentran en los ganglios linfáticos
  • el tumor es mayor de 5 cm y el cáncer se ha extendido a entre 1 y 3 ganglios linfáticos.

Hay varios factores que los médicos tienen en cuenta a la hora de clasificar el cáncer. Las etapas se dividen en cinco pasos, de 0 a 4, con sub-etapas indicadas por letras.

También puede interesarle: Los factores de riesgo y los síntomas de la hipertensión arterial

Este sistema de estadificación del cáncer tiene en cuenta los siguientes factores:

  • el tamaño del tumor (T)
  • la propagación a los ganglios linfáticos locales (N)
  • propagación a tejidos distantes o metástasis (M)
  • el estado del receptor de estrógeno (ER)
  • estado del receptor de progesterona (PR)
  • estado del HER2

La estadificación del cáncer de mama es más compleja que la de otras formas de cáncer. Debe hablar de su estado con su médico para saber si considera que su cáncer está en una fase temprana o tardía.

Signos y síntomas del cáncer de mama en fase inicial

El cáncer de mama puede ser difícil de descubrir para algunas mujeres, ya que puede no haber signos evidentes, especialmente en las primeras etapas. Muchos de los síntomas del cáncer de mama pueden estar asociados a otras enfermedades y afecciones.

Si tiene alguno de los siguientes síntomas o signos, consulte a su médico:

  • hinchazón o engrosamiento de la mama
  • dolor en cualquier parte del pecho
  • un nuevo bulto bajo la axila o en el pecho
  • dolor en la zona del pezón
  • la piel del pecho muestra signos de hoyuelos o irritación
  • enrojecimiento alrededor del pezón o del pecho en general
  • secreción del pezón, excepto la leche materna
  • cambios en el tamaño o la forma del pecho.

Tratamiento del cáncer de mama en fase inicial

El tratamiento varía en función de una serie de factores, entre ellos:

  • el estado del cáncer
  • la edad de la persona
  • otros problemas de salud
  • salud general.

Para el cáncer en fase 0, las mujeres suelen elegir entre dos opciones quirúrgicas. Entre ellas se encuentran:

Cirugía conservadora de la mama:

En este procedimiento, el cirujano extirpa sólo la parte de la mama necesaria para eliminar las células cancerosas. El médico suele recomendar la radioterapia después de la intervención.

Mastectomía:

Este procedimiento consiste en la extirpación completa de la mama. Los médicos suelen recomendarlo para los tumores más grandes.

Cuando el tumor es receptivo a las hormonas, el médico puede recomendar una terapia hormonal durante un máximo de 5 años. La terapia hormonal puede ayudar a reducir el riesgo de desarrollar un cáncer invasivo. El cáncer en fase 1 puede seguir una vía de tratamiento similar a la de fase 0. El médico puede recomendar la cirugía, la radioterapia y la terapia hormonal en función de la edad y el estado de salud general de la persona. En algunos casos, se puede recomendar la quimioterapia para los tumores más grandes.

En el caso de la fase 2, es probable que el médico también recomiende primero opciones quirúrgicas.

Después de la cirugía, el médico probablemente recomendará uno o más de los siguientes tratamientos:

  • quimioterapia
  • terapia de radiación
  • terapia hormonal

Por último, los médicos suelen recomendar iniciar la quimioterapia o la terapia hormonal antes de la cirugía. Estas terapias pueden ayudar a reducir el tamaño del tumor y facilitar al cirujano su extirpación conservando la mama. Si no, el cirujano probablemente tendrá que realizar una mastectomía. Tras la operación, el médico suele recomendar la radioterapia.

Perspectivas del cáncer de mama precoz

El pronóstico general del cáncer de mama precoz es bueno, especialmente cuando se diagnostica a tiempo. Las tasas de supervivencia del cáncer de mama precoz son las siguientes:

  • Cáncer localizado: 99% de posibilidades de supervivencia a 5 años en comparación con la población general.
  • Cáncer extendido a los ganglios linfáticos locales: 86% de probabilidad de supervivencia a 5 años en comparación con la población general.

Aunque estos son los datos más recientes, con los avances en el tratamiento, es posible que la tasa de supervivencia mejore.

Además, las tasas de supervivencia no están garantizadas y pueden verse influidas por varios factores. Una mujer con cáncer de mama debe discutir su pronóstico individual con su médico cuando desarrolle un plan de tratamiento.

Esperanza de vida para el cáncer de mama en fase inicial

Las personas a las que se les diagnostica un cáncer de mama en fase inicial suelen tener una perspectiva positiva y pueden tener una esperanza de vida normal. Alrededor del 80% de las personas diagnosticadas de cáncer de mama sobreviven al menos 15 años tras el diagnóstico y el tratamiento. Sin embargo, esta cifra no es específica del estado de la enfermedad.

Los tratamientos han seguido mejorando, lo que puede ayudar a aumentar la probabilidad de que una persona diagnosticada de cualquier fase del cáncer de mama tenga una vida más larga y saludable. El tratamiento es esencial para ayudar a una persona a vivir más tiempo. Por lo tanto, las personas que creen que pueden tener cáncer de mama deben hablar con su médico.

Posibilidades de remisión en el cáncer de mama en fase inicial

En el caso del cáncer de mama en fase inicial, los médicos suelen intentar eliminar el cáncer por completo o conseguir una remisión total. La remisión completa significa que las células cancerosas son indetectables en las pruebas, y tras cinco años de pruebas negativas, un médico puede declarar a una persona curada.

Sin embargo, hay varios factores que pueden afectar a la probabilidad de que el cáncer vuelva a aparecer. Los factores que afectan a las tasas de remisión son:

  • el estado en el momento del diagnóstico
  • la biología de las células cancerosas
  • los tratamientos iniciales contra el cáncer

La reaparición local suele producirse en un plazo de 5 años. En todas las fases del cáncer de mama, existe el riesgo de que el cáncer regrese como enfermedad metastásica o se extienda a otras partes del cuerpo. Alrededor del 20-30% de las mujeres a las que se les diagnostica un cáncer de mama temprano desarrollarán un cáncer de mama en fase 4 o metastásico. Esto significa que su cáncer se ha extendido a otras partes del cuerpo.

Evolución del cáncer de mama en fase inicial

Si no se trata, el cáncer de mama en fase inicial puede seguir creciendo y acabar extendiéndose a otras partes del cuerpo. La detección y el tratamiento tempranos pueden ayudar a evitar que el cáncer progrese y, en muchos casos, a curarlo o eliminarlo por completo. Una vez que el cáncer de mama se ha extendido a otras partes del cuerpo, los médicos ya no pueden curarlo. En cambio, el tratamiento tiene como objetivo prolongar la vida, reducir los síntomas y mejorar la calidad de vida.

Cuándo hablar con un médico

Una mujer debe acudir a su médico si experimenta síntomas inusuales en o alrededor de sus senos. Aunque es posible que los síntomas estén relacionados con otra afección, un médico puede ayudar a descartar otras causas y determinar cuál es la causa del problema.

Las mujeres también deben seguir las recomendaciones de detección:

  • 40-44 años: las personas de alto riesgo en este grupo de edad deben ser examinadas.
  • De 45 a 54 años: cribado anual.
  • Mayores de 55 años: cribado cada 2 años.

El cáncer de mama inicial suele tener una perspectiva positiva, y muchas mujeres sobreviven con el tratamiento. El cáncer de mama en fase inicial puede incluir varios estados de cáncer de mama en los que el cáncer no se ha extendido a zonas distantes del cuerpo. El tratamiento a menudo puede curar el cáncer o ponerlo en remisión completa.

Publicidad