Los signos de enfermedades cardiovasculares difieren entre hombres y mujeres: Cómo reconocerlos

Escrito por Lorena Molina Perez

Publicado el

Las enfermedades cardiovasculares siguen siendo la principal causa de muerte tanto en hombres como en mujeres. Sin embargo, los signos y síntomas de esta afección potencialmente mortal pueden variar considerablemente según el sexo y ser más sutiles en las mujeres. Según un estudio reciente publicado en la revista de la American Heart Association, Circulation, las mujeres a menudo presentan síntomas diferentes a los hombres, como náuseas, dolor de espalda alta, palpitaciones cardíacas y falta de aliento. Es fundamental comprender estas diferencias para permitir un diagnóstico temprano y una atención adecuada.

- Publicidad -

Los síntomas del infarto de miocardio

El infarto de miocardio, comúnmente conocido como ataque cardíaco, es una afección grave que ocurre cuando el flujo sanguíneo hacia el músculo cardíaco se bloquea, generalmente debido a un coágulo de sangre. Si bien el dolor en el pecho es el síntoma más común en hombres y mujeres, las mujeres también pueden experimentar síntomas atípicos como náuseas, dolor de espalda alta y palpitaciones cardíacas. Es importante tener en cuenta que las mujeres más jóvenes pueden presentar un conjunto de tres síntomas, lo que las diferencia de los hombres.

El Accidente Cerebrovascular

El accidente cerebrovascular, también conocido como ACV, ocurre cuando una parte del cerebro no recibe suficiente sangre debido a un bloqueo o ruptura de un vaso sanguíneo. Los síntomas comunes del ACV incluyen debilidad en el brazo, dificultad para hablar, deformación facial y confusión o mareos. Sin embargo, las mujeres también pueden presentar síntomas adicionales como dolores de cabeza y alteraciones más significativas en el estado mental.

La Insuficiencia Cardíaca

La insuficiencia cardíaca ocurre cuando el corazón no puede bombear suficiente sangre y oxígeno para mantener los órganos del cuerpo. La disnea, o falta de aliento, es el síntoma más común de esta afección. Sin embargo, las mujeres también pueden experimentar síntomas como trastornos digestivos, pérdida de apetito, cambios de humor, problemas de memoria y fatiga. Además, las mujeres con insuficiencia cardíaca también pueden presentar síntomas como sudoración, acidez estomacal, hinchazón inusual y palpitaciones cardíacas. La depresión y la ansiedad también pueden estar presentes en mujeres con esta afección.

Las Enfermedades de las Válvulas Cardíacas

Las enfermedades de las válvulas cardíacas ocurren cuando una de las válvulas del corazón está dañada o enferma. Las mujeres con estas afecciones pueden tener dificultad para respirar, especialmente durante la actividad física. También pueden experimentar dolor en el pecho y palpitaciones cardíacas. Por otro lado, los hombres son más propensos a experimentar dolor en el pecho en caso de enfermedades de las válvulas cardíacas.

Foto: Freepik

Los Trastornos del Ritmo Cardíaco

La fibrilación auricular es un trastorno del ritmo cardíaco caracterizado por latidos cardíacos irregulares, demasiado rápidos o demasiado lentos. Las mujeres con fibrilación auricular pueden experimentar palpitaciones cardíacas y sensaciones de aleteo en el pecho, mientras que los hombres a menudo no presentan síntomas. También pueden estar presentes síntomas adicionales como fatiga, dolor en el pecho y mareos en ambos sexos.

Las Enfermedades Vasculares Periféricas

Las enfermedades vasculares periféricas son complicaciones graves de las enfermedades cardiovasculares que implican el estrechamiento o bloqueo de los vasos sanguíneos que transportan la sangre desde el corazón hacia las piernas. Los síntomas comunes de esta afección incluyen dolor en las piernas al caminar, que mejora después de descansar. Sin embargo, es importante tener en cuenta que algunas mujeres pueden confundir estos síntomas con los de la osteoartritis, una afección común en mujeres mayores. Por lo tanto, es esencial consultar a un médico para obtener un diagnóstico preciso.

Factores de Riesgo y Diagnóstico Tardío de las enfermedades cardiovasculares

Si bien hombres y mujeres comparten algunos factores de riesgo comunes para las enfermedades cardiovasculares, como la hipertensión arterial, el tabaquismo y la diabetes, también existen diferencias significativas. Por ejemplo, las mujeres tienen más probabilidades de desarrollar enfermedades cardiovasculares debido a factores como la menopausia temprana, la preeclampsia y la diabetes gestacional. Además, las hormonas femeninas, como los estrógenos, pueden proteger contra las enfermedades cardíacas en mujeres premenopáusicas, pero esta protección disminuye después de la menopausia.

El diagnóstico tardío de las enfermedades cardiovasculares en las mujeres a menudo se atribuye a la falta de conciencia y conocimiento. A pesar de los esfuerzos para concienciar a las mujeres, muchas personas siguen creyendo erróneamente que el cáncer es la principal causa de muerte en las mujeres. Por lo tanto, las mujeres pueden no prestar atención a los síntomas o atribuirlos a otras afecciones menos graves. Además, se ha observado que muchos profesionales de la salud no están suficientemente informados sobre las enfermedades cardiovasculares en las mujeres, lo que a menudo resulta en retrasos en el diagnóstico y el tratamiento.

- Publicidad -

Conciencia y Acción

Es esencial que las mujeres conozcan su riesgo de desarrollar enfermedades cardiovasculares y estén atentas a los síntomas sutiles de esta afección. Un diálogo abierto con los profesionales de la salud es importante para evaluar los riesgos individuales y establecer un plan de prevención adecuado. También es crucial que las mujeres se cuiden y escuchen a su cuerpo. Cualquier síntoma nuevo o preocupante debe ser evaluado por un profesional de la salud para descartar cualquier enfermedad cardíaca subyacente.

Los signos de las enfermedades cardiovasculares pueden diferir entre hombres y mujeres. Las mujeres tienden a presentar síntomas más sutiles y atípicos en comparación con los hombres. Una mejor comprensión de estas diferencias es esencial para un diagnóstico temprano y una atención adecuada de las enfermedades cardiovasculares en las mujeres. Es importante concientizar a las mujeres sobre estas diferencias y fomentar una mayor conciencia de los síntomas. La prevención y el manejo de las enfermedades cardiovasculares deben ser una prioridad tanto para mujeres como para hombres para reducir la carga de estas afecciones potencialmente mortales.

¿Le resultó útil este artículo?
Artículos Relacionados