Nuevos detalles sobre los efectos del COVID-19: autopsias lo revelan

Cada día, gracias a los estudios que se siguen llevando a cabo, salen nuevos detalles sobre los efectos y consecuencias del COVID-19. Precisamente esto pasó con investigaciones de la Universidad de Nueva York, realizadas a través de autopsias a cuerpos de pacientes fallecidos por el virus.

En las autopsias, los investigadores encontraron coágulos de sangre, que normalmente se producen en los pulmones por ser el órgano afectado, regados por todo el cuerpo.

Este hallazgo cambia una vez más, lo que se conocía sobre la escala de la enfermedad. Pues los efectos graves se empiezan a notar en todo el cuerpo. Es tan grave, que puede afectar al cerebro.

Al respecto, la doctora Erin Burnett dijo: «Y esto fue dramático porque aunque lo hubiéramos esperado en los pulmones, lo encontramos en casi todos los órganos que examinamos en nuestro estudio de la autopsia. Los encontramos en el corazón, los riñones, el hígado y otros órganos, particularmente en el corazón, los megacariocitos producen algo llamado plaquetas que están íntimamente involucradas en la coagulación de la sangre».

Los testimonios de las personas que se han visto gravemente afectadas por el virus, dan cuenta de lo peligrosa que es la enfermedad. No se habla ya de una simple gripe; las mismas cifras se encargaron de darle una connotación más fuerte. Incluso, cuando el paciente supera el virus, quedan algunas secuelas de este en su cuerpo; la debilidad es una de ellas. Y aunque siguen siendo los pulmones, el órgano más afectado, hay efectos secundarios en otros.

Estos nuevos detalles sobre los efectos del COVID-19 encontrados en este estudio, serían un punto de partida para investigar a más a fondo la situación, e incluso, tenerlo en cuenta al momento de los tratamientos.

También te puede interesar leer: Propagación del coronavirus por el aire: lo que debes saber