Guía de plantas medicinalesHomeopatíaMedicina naturalSalud

El ñame y sus principales indicaciones y usos en la fitoterapia

publicidad

El ñame es una planta tropical perenne con grandes tubérculos harinosos. Pertenece a la familia botánica Dioscoreaceae y tiene el nombre científico de Dioscorea villosa. Cultivada principalmente para la alimentación, también ocupa un lugar importante en la medicina natural. De hecho, contiene muchas propiedades farmacológicas. De hecho, los antiguos pueblos de México y América Central lo usaban para curar varias enfermedades. En cuanto a su composición, es rico en almidón y vitamina C. También contiene diosgenina, esteroles y taninos.

Valores en la fitoterapia

El ñame contiene diosgenina, una planta precursora de hormonas que se utiliza generalmente para la síntesis de progesterona y estrógeno. Como tal, ayuda principalmente a restaurar el equilibrio hormonal en las mujeres. Durante la menopausia, por ejemplo, tiende a aliviar las molestias asociadas a este período. Estos incluyen sofocos, aumento de peso, sequedad vaginal y trastornos del estado de ánimo. También en el contexto de los trastornos femeninos, reduce el dolor menstrual y el dolor durante el parto.

Además, esta planta desarrolla propiedades antiflogísticas. Por lo tanto, desempeña un papel importante en el tratamiento de las enfermedades inflamatorias. Es particularmente eficaz para combatir las inflamaciones de las articulaciones, a saber, la artritis y el reumatismo. Además, debido a su efecto espasmolítico, ayuda a aliviar los calambres musculares, intestinales y gástricos. También trata la neuralgia y la diarrea.

Nombres de los preparados

En las farmacias y herboristerías, el ñame puede presentarse de varias formas. Se distinguen los extractos secos, el polvo, la infusión, las cápsulas, los gránulos homeopáticos y finalmente la tintura madre.

Instrucciones de uso y dosis recomendadas

  • Té de hierbas o decocción a base de raíces cortadas
    Para una taza de agua, proporcionar una cantidad de 1 cucharadita de extractos secos. Hervir todo durante 5 minutos y dejar que se infusione durante 10 minutos. Filtra y bebe el filtrado a un ritmo de 2 tazas por día.
  • Polvo
    En un vaso (agua, zumo de fruta o leche vegetal), añadir una cucharadita de polvo de planta seca. Mezcla hasta obtener una mezcla homogénea y luego bebe la preparación.
  • Cápsulas y gránulos homeopáticos
    Cumplir con la prescripción de un terapeuta o farmacéutico.
  • Extracto líquido
    En 3 veces al día, tomar ½ cucharadita de extracto líquido para ser diluido en un poco de agua.
  • Tintura madre
    En un vaso de agua, diluya 3 cucharaditas de mancha. Consumir una vez al día.

Precauciones de uso, efectos secundarios y contraindicaciones

El ñame no se recomienda durante el embarazo y la lactancia. Este es también el caso de las mujeres con trastornos hormono-dependientes. Además, debe evitarse su asociación con el tratamiento hormonal.

Hay que añadir que el tratamiento puede causar vómitos y problemas digestivos menores.
En cualquier caso, es preferible consultar a un médico o terapeuta antes de decidirse por un tratamiento a base de ñame. De hecho, la automedicación puede provocar otros problemas de salud.

También te puede interesar leer: La importancia de comer un plátano todos los días

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.