Migrañas y dolores de cabeza: prevención para reducir los ataques

Los dolores de cabeza y las migrañas afectan a una gran proporción de la población y son  causas frecuentes de consulta médica. Por genética, dietética y por tantos factores aún desconocidos, la migraña y los dolores de cabeza socavan la vida de los afectados. Algunos consejos naturales pueden ayudarle a reducir la intensidad y la frecuencia de las migrañas.

Reducir los dolores de cabeza

La mayoría de estos dolores de cabeza se denominan «cefaleas tensionales»; es decir, que están causadas por el estrés, los malos hábitos de vida o por problemas musculares y óseos en el cuello o mandíbula. Aunque causan un dolor muy desagradable, las cefaleas tensionales a menudo pueden tratarse con analgésicos; también ayuda cambiar el estilo de vida, reducir la contracción de músculos del cuello y cabeza (un cambio de postura en el trabajo, por ejemplo).

Las migrañas se distinguen de las cefaleas tensionales por la alta intensidad del dolor y la dificultad de tratarlo eficazmente. Las migrañas, que afectan a entre el 15 y el 20% de la población mundial, son dolores de cabeza frecuentes, de alta intensidad y crónicos; a veces van precedidos de perturbaciones sensoriales denominadas «aura», como la aparición de manchas visuales (escotomas), destellos (fosfenos) o entumecimiento. Estos son realmente dolores de cabeza muy incapacitantes, asociados con un gran deterioro de la calidad de vida de los afectados.

Las migrañas suelen afectar a los miembros de una misma familia.

Las migrañas suelen afectar a miembros de una misma familia. Lo que ha llevado a la creencia de que los factores genéticos, transmitidos por herencia, contribuyen al desarrollo de estos dolores de cabeza. El rápido desarrollo de las técnicas de secuenciación del ADN ha permitido recientemente identificar ciertas regiones del genoma que se asocian con una mayor susceptibilidad a ser afectadas por las migrañas.

Un análisis del ADN de 2.3285 personas con migraña mostró que ciertos cambios en la secuencia del ADN en 12 regiones estaban asociados con un mayor riesgo de desarrollar la enfermedad. Dado que la mayoría de estas regiones están implicadas en la producción de proteínas que se sabe están implicadas en la transmisión de los impulsos nerviosos, parece que el desarrollo de las migrañas se debe a una disfunción de los impulsos nerviosos en el cerebro causada por alteraciones en la estructura de ciertas proteínas.

Según un estudio reciente, una de estas proteínas podría ser la caseína quinasa I delta. Analizando el genoma de una familia cuyos miembros estaban afectados por una migraña con aura, los investigadores americanos notaron la presencia de una mutación en la estructura de esta enzima y una disminución significativa de su eficacia. Esta pérdida de función juega un papel importante en la patología de la migraña. Por consiguiente, la identificación precisa de una proteína como responsable directa del desarrollo de las migrañas permitiría desarrollar una nueva generación de medicamentos contra la migraña dirigidos específicamente a la función de esta proteína.

Algunos pasos para prevenir las migrañas y dolores de cabeza

Mientras tanto, la prevención sigue siendo la mejor arma de que disponen las personas afectadas por la migraña. La mayoría de las personas que sufren de migraña logran identificar uno o más factores que aumentan su riesgo de desarrollar una migraña y pueden así reducir la frecuencia o la intensidad de los ataques.

Por ejemplo, el estrés, la ansiedad y los trastornos del sueño son desencadenantes bien conocidos de la migraña y es importante adoptar un estilo de vida equilibrado que nos permita controlar las numerosas situaciones estresantes a las que nos enfrentamos constantemente.

Ciertos alimentos ricos en nitratos (carnes frías) o tiramina (quesos viejos), el chocolate, el vino tinto o el café también se asocian a menudo con las migrañas y su exclusión de los hábitos alimentarios puede evitar muchos dolores de cabeza.

 

Fuentes:

Anttila V et coll. Genome-wide meta-analysis identifies new susceptibility loci for migraine. Nat Genet.

Brennan KC et coll. Casein kinase I mutations in familial migraine and advanced sleep phase. Sci Transl Med, 5:183ra56: 1-11.