La vacuna contra el coronavirus de Oxford podría tardarse años en estar

Debido a la suspensión de las pruebas de la vacuna contra el coronavirus de Oxford, hay mucha confusión alrededor del futuro del fármaco; en especial sobre el tiempo en el realmente estaría disponible.

Sobre la suspensión de los ensayos clínicos de la vacuna de Oxford contra el coronavirus, el New York Time informó que se dieron porque uno de los voluntarios mostró síntomas de mielitis transversal; una inflamación que afecta la médula espinal. Sin embargo, la compañía encargada de realizar los ensayos, solo ha dicho que se encuentran investigando el hecho.

Maria Rita Gismondo, directora del Laboratorio de Microbiología Clínica, Virología y Diagnóstico de Bioemergencia del Hospital Sacco de Milán, se pronunció al respecto. La experta le dijo a la prensa que la vacuna de podría tomar un tiempo; no es posible afirmar que se iniciará la vacunación a finales de años.

«La noticia de que AstraZeneca ha dejado temporalmente de probar la vacuna da crédito a lo que algunos de nosotros dijimos, como el inmunólogo Alberto Mantovani; la vacuna necesita mucho tiempo para ser segura, no se puede acortar ninguna fase. En particular, se refiere a los posibles riesgos y efectos secundarios durante el ensayo. En esencia, no es posible engañar a la gente y decir una fecha precisa», asegura la Gismondo.

Gismondo explica que la vacuna se tomaría entre 3 o 4 años en estar lista realmente, y posiblemente en ese momento ya ni sería necesaria. La experta asegura que la responsabilidad para acabar con la pandemia no puede recaer solo en la vacuna, debe ser también un compromiso de cada persona. «Creo que debemos centrarnos mucho en vivir con este virus, adoptando las medidas que los gobiernos también han indicado», añadió Gismondo.

Lea también este artículo: La vacuna de Oxford aún es posible para finales de año