Bienestar

Halitosis: Los alimentos que se deben preferir y los que se deben evitar para combatir el mal aliento

publicidad

La halitosis es un trastorno muy común y también es muy embarazoso. La emisión de olores desagradables desde la cavidad bucal afecta a cerca de la mitad de las personas que periódicamente los padecen de forma más o menos evidente. Entre las principales causas de esta afección se encuentran las infecciones bucales, las enfermedades digestivas, las enfermedades metabólicas y las enfermedades respiratorias, pero también el consumo excesivo de determinados alimentos puede contribuir a la halitosis.

En este caso es posible remediarlo siguiendo una dieta equilibrada que contemple la comida y evite otras.

Halitosis, alimentos a evitar

Los aminoácidos contenidos en el queso y otros productos lácteos interactúan con las bacterias presentes en la cavidad bucal para formar compuestos volátiles de azufre responsables del aliento más desagradable.

Los aminoácidos de estos alimentos, así como los de los productos lácteos, reaccionan con las bacterias de la cavidad bucal. En la carne roja, sin embargo, como hay más proteínas que en la leche y sus derivados, libera compuestos de azufre más volátiles, en detrimento del aliento.

Es uno de los principales alimentos que favorece la aparición de la halitosis. El olor característico se debe a la presencia de compuestos sulfúricos. Sin embargo, tiene propiedades saludables y sería una pena excluirlo completamente de la dieta. La solución es combinarlo con alimentos ricos en polifenoles, como limonada, té verde, menta, perejil, que ayudan a neutralizar el olor.

Alimentos salados y azucarados. También conducen a una reducción de la salivación, aumentando la proliferación de bacterias.

Alimentos fritos o que contienen grasas trans. Estos alimentos tardan mucho tiempo en pasar a través del sistema digestivo, por lo que promueven la formación de bacterias que hacen que el aliento sea malo.

Café y vino. La cafeína, al igual que el vino, tiene la capacidad de ralentizar la producción de saliva, que tiene la tarea principal de eliminar las bacterias. Estos, por lo tanto, proliferan dentro de la boca, liberando sus gases malolientes. Además, el vino tinto también puede dejar una pátina en los dientes, permitiendo que los gérmenes se peguen y hagan su desagradable trabajo.

Los alimentos que debes consumir para combatir la halitosis

La sequedad de boca es una causa básica del mal aliento, por lo que es aconsejable tomar grandes cantidades de agua. La cantidad adecuada sería de al menos ocho vasos de agua al día, lo que corresponde a un par de litros.

Kefir y yogur. Las preparaciones de leche fermentada, ácidas y más rápidas de digerir, favorecen la eliminación de los residuos. Además, al promover el establecimiento de una flora bacteriana saprofita en el intestino, estos productos alimenticios ayudan a promover la función intestinal y las defensas inmunitarias.

Son una excelente fuente de vitaminas A y C, antioxidantes necesarios para la salud de los dientes y las encías. Ayudan a eliminar las bacterias y producen saliva, que la boca necesita para eliminar el aliento.

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.