BienestarNutrición

Fortalecer el sistema inmune: 5 remedios naturales para lograrlo

La primera línea de defensa contra enfermedades, según lo publicado por la revista de la Escuela de Medicina de Harvard, es un estilo de vida saludable. Cada parte del cuerpo funciona mejor cuando está protegido contra factores externos que lo pueden dañar, y fortalecer el sistema inmune es el primer paso que se debe tomar para lograr esto.

Una buena alimentación y otros hábitos saludables son los mejores aliados a la hora de mantener ese buen estilo de vida, lamentablemente, la mayoría de las personas no consumen suficientes frutas y verduras y no duermen o se ejercitan lo suficiente.

Para ayudar a combatir esto, a continuación presentamos una lista de alimentos que no deben faltar en la despensa.

  • Vegetales de hojas verdes

Contienen antioxidantes  y polifenoles, compuestos que combaten enfermedades, protegiendo así al organismo de muchas enfermedades vinculadas a la inflamación crónica. Así mismo, estudios en neurología han encontrado que las personas que consumen vegetales de hojas verdes todos los días, presentaban un menor declive cognitivo y una mejor memoria en la tercera edad. Entre los vegetales verdes se encuentran el brócoli, la espinaca, la col rizada, y las lechugas.

  • Champiñones

Todos los tipos de champiñones comestibles contienen vitaminas del complejo B y selenio, un poderoso antioxidante que ayuda a mantener un sistema inmune saludable y previene el daño celular. En particular, los champiñones en forma de botón son especialmente saludables por ser también una fuente de vitamina D.

  • Alimentos Fermentados

La fermentación se ha usado desde la antigüedad para conservar alimentos, sobre todo cuando no existía la refrigeración moderna. Este proceso es usado todavía para producir alimentos como el queso, el vino, la kombucha, el yogurt y el kimchi. Las comidas fermentadas contienen probióticos, los cuales se asocian con una mejor digestión y para fortalecer el sistema inmune.

  • Ajo

Este ingrediente es usado principalmente para condimentar alimentos, pero también ha sido usado desde la antigüedad como medicina para prevenir y tratar muchas enfermedades. El ajo está relacionado con la prevención de la arterosclerosis, (endurecimiento de las arterias), y la hipertensión. Varios estudios también han comprobado su efectividad como un poderoso anti inflamatorio y antibacterial.

  • Miel cruda

La mayoría de la miel disponible en los supermercados es  pasteurizada, sin embargo, este proceso destruye muchos de sus nutrientes. Es importante consumir miel sin pasteurizar proveniente de una fuente confiable para aprovechar sus beneficios, como la gran cantidad de antioxidantes, polifenoles, que posee. La miel también tiene propiedades antibacteriales y fungicidas gracias a unos compuestos llamados fitonutrientes. Éstos también han sido vinculados a la prevención de algunos tipos de cáncer y al fortalecimiento del sistema inmune.

También te puede interesar leer: Proteger el corazón: ¡alimentos que necesitas incluir en tu dieta!

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.