BienestarGuía de plantas medicinalesMedicina natural

Germen de trigo: un cereal con muchas cualidades y beneficios

El trigo es uno de los granos más producidos y consumidos en la Tierra. Actualmente hay más de 20.000 variedades de trigo cultivadas en todo el mundo. Es una planta que forma parte de la familia botánica Poaceae. Su nombre científico es Triticum. En el campo de la fitoterapia, la parte más utilizada del trigo es el germen de trigo. Tiene un gran valor nutricional. Es una excelente fuente de lípidos, ácidos grasos esenciales, esteroles, nutrientes y oligoelementos. También contiene un rastro de gluten.

Propiedades medicinales del germen de trigo

En la medicina natural, el germen de trigo se utiliza para reducir el riesgo de enfermedades cardíacas y cardiovasculares. Contiene esteroles que inhiben la producción de colesteroles LDL o malos colesteroles. Al reducir el nivel de colesterol LDL en el cuerpo, contribuye a la prevención de los trastornos cardiovasculares y los accidentes.

El germen de trigo también ayuda a prevenir los trastornos oftalmológicos. Mejora la protección de la retina gracias a la presencia de la luteína.

Además, se recomienda encarecidamente a las mujeres embarazadas. Esta parte del trigo contiene una cantidad significativa de ácido fólico o vitamina B9. Esto último es esencial antes y durante el embarazo para evitar la malformación del tubo neural.

Además, se recomienda el germen de trigo para :
  • Fortalecer el sistema inmunológico
  • Prevenir los dolores y calambres
  • Proteger la piel contra los agresores externos (contaminación, sol, frío)
  • Tratamiento de problemas de la piel (heridas superficiales, quemaduras leves, estrías)
  • Completar una dieta sana y equilibrada

Sus diferentes formas de uso

  • Escamas o copos
  • Aceite vegetal
  • Cápsula y tableta
  • Polvo
  • Crema y bálsamo

Uso y dosis recomendados

El uso del germen de trigo es tanto interno como externo. Para obtener resultados óptimos, es aconsejable tomarlo como complemento de una dieta sana y equilibrada.

  • Cápsula: ingesta adecuada a la edad: 1 a 3 cápsulas por día.
  • Comprimido: ingesta adaptada según el peso: 8 a 14 comprimidos por día. Los comprimidos se recomiendan para los atletas que desean tener una fuente complementaria de proteínas.
  • Polvo: ingesta adaptada en función del peso: ½ 2 sobres de 17 g por día.
  • Aceite vegetal: para uso externo: puro o diluido, para ser aplicado directamente sobre la piel para el cuidado diario. El producto debe ser penetrado mediante un suave masaje en la zona objetivo. Para uso interno, el aceite de germen de trigo también puede utilizarse como aceite de cocina.

Contraindicaciones y efectos secundarios

El germen de trigo se desaconseja fuertemente en las personas con alergia al gluten.
Hasta la fecha no se han comunicado efectos secundarios en relación con su uso. Sin embargo, es aconsejable respetar siempre las dosis prescritas. También se recomienda una consulta previa con un herbolario o un profesional de la salud.

También te puede interesar leer: ¿Comer sin gluten? Deliciosas alternativas a la harina de trigo

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.