Estilo de vida

El frio es bueno para tu salud, te contamos las razones

publicidad

La exposición a altas temperaturas puede ser beneficiosa para la salud. Las temperaturas frías pueden ayudar a quemar la grasa corporal y la biogénesis mitocondrial está directamente involucrada en este proceso.

Durante la exposición al frío, el cuerpo aumenta la producción de norepinefrina en el cerebro, que participa en la concentración y la atención. Las temperaturas más frías ayudan a pensar con mayor claridad, y los investigadores han descubierto que la gente hace mejor su trabajo cuando la temperatura de la habitación se establece a un nivel más frío en lugar de más cálido.

Aquí están algunas de las opciones más simples para aprovechar el poder del frío para tu salud:

  • Aplicar una bolsa de hielo o un gel frío
  • Colocar una servilleta de hielo (sólo mojar una servilleta y congelarla) o masajear con cubitos de hielo.
  • Tomar una ducha fría o alternar entre frío y caliente en la ducha.
  • Probar un baño de hielo
  • Hacer ejercicio en tiempo frío con poca ropa.
  • Saltar a una piscina sin calefacción después de una sauna o una sesión de ejercicios
  • Nadar en el océano cuando la temperatura del agua es baja
  • Bajar el termostato de su casa en invierno a unos 15 grados centígrados.

Sin embargo, es necesario hacer algunas advertencias. El riesgo de sufrir un ataque al corazón aumenta con la exposición al clima frío, ya que la presión arterial y el riesgo de deshidratación aumentan. Esto es especialmente cierto en los días en que la contaminación es alta y las temperaturas son más bajas.

Alergia al frío: urticaria por frío

Pero ten cuidado con el frío. La alergia al frío, o la urticaria del frío existen. Se trata de una enfermedad relativamente rara, con una prevalencia notificada del 0,05%. Los síntomas relacionados con la urticaria fría varían de una persona a otra. Algunas personas pueden tener reacciones leves con pocos síntomas, mientras que otras tienen síntomas múltiples y anafilaxia que pone en peligro la vida.

Señales y síntomas de la alergia al frío:

  • Erupción roja y con picor después de la exposición al frío
  • Hinchazón en la zona fría
  • Dolores de cabeza
  • Dificultades respiratorias
  • Desmayos

El diagnóstico suele basarse en estas señales y síntomas característicos. Sin embargo, también se puede realizar una prueba de estimulación de frío, en la que se coloca un cubo de hielo u otro objeto frío contra la piel durante uno a cinco minutos. Si se desarrolla un sarpullido rojo e hinchado a los pocos minutos de la exposición, se hace un diagnóstico de urticaria fría.

Protégete de las reacciones alérgicas al resfriado

Dado que esta enfermedad puede tener un impacto negativo en la calidad de vida, el objetivo principal del tratamiento es aliviar los síntomas. Sin embargo, en términos de prevención, evitar la exposición al frío es la opción más eficaz. También debes evitar los alimentos y bebidas congelados y evitar en la medida de lo posible la exposición de la piel a cambios bruscos de temperatura. Las condiciones húmedas y ventosas pueden hacer que los brotes sean más probables, mientras que la exposición de todo el cuerpo al frío puede provocar reacciones más graves.

En cuanto a los tratamientos alternativos, un estudio ha sugerido que puede ser posible lograr la desensibilización exponiendo pequeñas áreas de la piel al frío. Por ejemplo, lavándose la cara con agua fría por la mañana y por la noche. Sin embargo, para zonas más extensas, puede ser un procedimiento que requiere mucho tiempo y una estrecha supervisión clínica. Además, si desarrollas signos de urticaria fría, debes evitar la exposición innecesaria al aire, agua, comida o bebidas frías.

También puede interesarle leer: Tomar té antes de dormir, el secreto para adelgazar

Publicidad