El aceite de coco para la piel: eliminar las arrugas y las manchas faciales

Aceite de coco

El aceite de coco no sólo es muy útil en la cocina, sino que es un valioso aliado de belleza para la piel y el cabello. Se considera un precioso remedio natural que ayuda a mantener la piel hidratada, suave y elástica. Es un aceite natural particularmente apreciado por quienes sufren de piel seca y eczema y se utiliza para masajes.

El aceite de coco tiene muchas propiedades y usos. Este ingrediente no sólo sirve para preparar recetas culinarias, si no también para la cosmética. Aquí explicaremos cómo usarlo para el cuidado de la piel, especialmente del rostro.

Y es que el aceite de coco tiene excelentes propiedades para el tratamiento de arrugas, de la cara y el cuello; además de tener un precio mucho más asequible que muchas cremas que prometen la misma función.

¿Cuáles son sus propiedades?

El aceite de coco es muy recomendado para tratar infecciones fúngicas, debido a su poder antimicrobiano, antibacteriano y antifúngico. Además, contiene vitaminas E y K, lo que lo hace un fuerte hidratante; también ayuda en la producción de elastina y colágeno.

Es especial para usarlo en verano como protector contra los rayos del sol o la sal del mar. Pero además, es usado como desmaquillante.

En ambientes inferiores a 25°C puede adquirir una consistencia sólida, pero al calor se vuelve líquido. Si se endurece, simplemente se calienta al baño maría y queda listo para su uso.

Cuando la persona es de piel seca, se aconseja utilizar un poco de aceite de coco en la cara y el cuello; masajear con movimientos circulares de abajo hacia arriba durante al menos 10 minutos. Al finalizar, retire el exceso de aceite con un paño de microfibra; no es necesario enjuagar.

Si por el contrario, la piel tiende a ser grasosa, se aconseja aplicar el producto en el cuello y la cara durante 15 minutos, SIN masajear; luego enjuagar con agua tibia. Para este tipo de pieles es necesario enjuagar para evitar una hidratación excesiva que pueda provocar la aparición de granos y empeorar el acné.

Mascarilla contra las arrugas:

Aquí hay una receta de mascarilla con aceite de coco para prevenir y combatir las arrugas. Debe aplicarse dos o tres veces al mes.

Mezclar una cucharada de bicarbonato de sodio y una cucharada de aceite de coco, hasta obtener una mezcla homogénea. Esparcir en cara y el cuello y dejar actuar durante 20 minutos; luego enjuagar con agua tibia si es de piel grasa o retirar con un paño de microfibra húmedo si es de piel seca.

También le puede interesar: El aceite de coco para perder peso ¿realmente funciona?