Bienestar

Copa menstrual: ¿Qué es y cómo debes usarla?

A lo largo de los años, la menstruación siempre ha representado un problema para las mujeres. Con base en esto, se han presentado en el mercado diferentes alternativas para lidiar con esta molestia mensualmente. La compresa sanitaria y el tampón higiénico habían sido hasta hace poco los aliados de las féminas en todo el mundo.  Ahora, con la invención de la “copa menstrual”, existe una nueva opción para vivir con la menstruación.

Este dispositivo es introducido en la vagina y recolecta la sangre durante la regla. Permite ahorrar dinero debido a que solo necesitas una copa cada 5 años y además ayuda en la protección del medio ambiente, en vista de la optimización de residuos. Quédate a leer para que te enteres de todo acerca de la copa menstrual.

¿Cuál es la forma correcta de usar tu copa menstrual?

Sentirte cómoda durante la menstruación siempre ha significado un verdadero reto. Si deseas hacer de la copa menstrual un nuevo aliado para estos días del mes, debes entender perfectamente su uso para evitar accidentes, así como los factores que influyen al momento de escoger su tamaño.

Colocación y retiro de tu copa menstrual

Checa los siguientes consejos para el uso de tu copa menstrual:

  • Mantén tus manos limpias para el momento de la colocación
  • Para facilitar la inserción, es necesario doblar el diámetro de la copa menstrual, este puede ser en S, en C o en V. Doblar tu copa en pliegues, reducirá el tamaño para facilitar la inserción
  • Aplana la taza con los dedos e introdúcela en tu vagina, no descarte el uso de lubricante para hacer el trabajo más fácil
  • Si eres virgen, también puedes usar copa menstrual, solo que limitando el corte en la entrada de la vagina

Para retirarla, sigue las siguientes recomendaciones:

  • Evita a toda costa la brusquedad. Agachada o sentada en el retrete, separa bien tus piernas mientras pujas con fuerza moderada hasta que el diámetro del corte disminuya al borde la vulva
  • Luego de eso, coloca tus dedos en la copa, apretándola levemente para eliminar la fricción, y jale suavemente hacia fuera

Limpieza y mantenimiento de la copa menstrual

El uso de este dispositivo para tu periodo requiere de una gran responsabilidad. Es sumamente importante lavar tu copa menstrual mínimo una vez en el día y una vez en la noche. El vaciado debe realizarse cada vez que sea necesario, con un límite de 8 horas, evitando que la sangre se estanque por mucho tiempo y pueda causar infecciones o malos olores.

Cada vez que vacíes tu copa menstrual, debes lavarla muy bien con jabón íntimo y agua fría para evitar coagulación de la sangre, tanto el interior como el exterior de la copa. La idea es insertarla siempre limpia en tu vagina para evitar infecciones.

En el caso de su mantenimiento regular, esteriliza tu copa con agua hirviendo, de esta manera desinfectas eficazmente tu dispositivo para volverlo a usar de forma segura.

Puede ocurrir, que aparezcan manchas en tu copa menstrual, esto no significa que debes deshacerte de ella. Para eliminar estas manchas puedes tomar mitad de agua clara y mitad de agua con peróxido de carbono, dejándola remojar durante la noche. Podrás observar cómo desaparecen las manchas. En cambio, si tu copa se rasgó o tiene un agujero, debes reemplazarla de inmediato.

Si tienes más dudas acerca del uso de la copa menstrual, no dudes en consultar con tu ginecólogo acerca de este nuevo método que ha resultado una excelente alternativa para muchas mujeres.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.