Nutrición

Beneficios de los probióticos: ¿En cuánto tiempo se notan los efectos?

Los probióticos son microorganismos vivos que son beneficiosos para la salud. Tomar probióticos puede ayudar a construir y restaurar las bacterias saludables en los intestinos y promover la salud digestiva. Los probióticos pueden tratar rápidamente algunos problemas menores. Por ejemplo, una persona que sufra una diarrea leve puede ver cómo sus síntomas desaparecen en pocos días. Para la salud digestiva en general, pueden pasar unas semanas de uso regular antes de que la persona note los efectos.

Puede ser muy beneficioso seguir utilizando probióticos a lo largo del tiempo. Porque se necesita tiempo para que estas bacterias saludables crezcan y beneficien al organismo.

Definición de probióticos

Los probióticos son bacterias y levaduras vivas que pueden describirse como «buenas» o «amistosas». La mayoría de los probióticos contienen microbios que crecen en el organismo en zonas como el intestino delgado y el colon. Tomar estos probióticos puede contribuir a un intestino sano porque permiten que los microbios se establezcan en el organismo. Estos microbios no son perjudiciales, sino que desempeñan funciones útiles en el organismo, como ayudar a la digestión.

Un sistema digestivo sin estas bacterias útiles, o con una proliferación de bacterias dañinas, se encuentra en un estado de desequilibrio llamado disbiosis. Esto puede provocar síntomas en el sistema digestivo y aumentar el riesgo de otros problemas.

¿A qué velocidad se mueven?

La velocidad de acción de los probióticos depende de varios factores. Un estudio de 2018 mostró que el tipo de cepa probiótica, el estado de salud, la formulación del producto, la calidad del producto y la dosis son factores importantes para la eficacia.

Algunos pueden recomendar los probióticos como terapia específica para tratar los síntomas agudos, como la diarrea del viajero. En estos casos, los efectos pueden verse ya unos días después. Por ejemplo, investigaciones más antiguas sugieren que, en combinación con la terapia de rehidratación, el tratamiento con probióticos puede ayudar a reducir la duración y la frecuencia de la diarrea hasta en dos días.

En el caso de las enfermedades más crónicas, la disbiosis o la salud inmunitaria general, pueden ser necesarias semanas de uso continuado para ver los efectos de los probióticos.

Por ejemplo, un estudio publicado en Nutrients indica que las personas con Síndrome del Intestino Irritable (SII) pueden sentir un gran beneficio tomando probióticos durante 8 semanas o más. Un estudio de 2018 también muestra que las personas que consumieron una bebida probiótica de alta dosis durante 12 semanas tuvieron significativamente menos infecciones del tracto respiratorio superior que un grupo de placebo.

El uso constante de los probióticos adecuados puede ofrecer la mejor oportunidad de reducir los síntomas y mejorar la salud intestinal en general.

Los tipos más comunes de probióticos

Los probióticos contienen una variedad de microorganismos. Los dos tipos más comunes pertenecen a los grupos llamados Lactobacillus y Bifidobacterium.

Lactobacillus

Las cepas más comunes de Lactobacillus incluyen:

  • Lactobacillus (L) salivarius
  • acidophilus
  • paracasei
  • fermentium
  • brevis
  • casei
  • Sakei
  • Bifidobacterium

Bifidobacterium

Las cepas más comunes de Bifidobacterium incluyen:

  • Bifidobacterium (B) bifidum
  • longum
  • breve
  • animalis

Cómo utilizar los probióticos

Los probióticos suelen añadirse a ciertos alimentos o están disponibles como suplementos.

Consumir alimentos probióticos

Algunos alimentos pueden contener probióticos de forma natural. Los alimentos fermentados y los productos lácteos son fuentes habituales de probióticos. Estos incluyen

  • Yogur griego
  • el chucrut
  • el kéfir
  • kombucha
  • verduras lacto-fermentadas
  • productos de soja fermentados, como el tempeh, el miso y el natto

Suplementos probióticos

Los suplementos son una forma sencilla de introducir grandes cantidades de microbios saludables en el organismo. Sin embargo, es importante seguir las instrucciones y tomar la dosis correcta.

Beneficios de los probióticos para la salud

Los probióticos pueden tener varios beneficios debido a su interacción con el organismo. Aunque pueden afectar a muchos sistemas y órganos, los principales beneficios del uso de probióticos se centran en ayudar a la flora intestinal y a la salud digestiva.

Un estudio publicado en Medicine señala que pueden desempeñar un papel en varios problemas digestivos, como :

  • diarrea del viajero
  • diarrea debida a los antibióticos
  • síndrome del intestino irritable
  • Enfermedad de Crohn
  • colitis ulcerosa

Otro estudio realizado en 2018 destaca los beneficios de tomar probióticos en:

  • bacterias intestinales globales
  • la salud del sistema inmunitario
  • Salud vaginal

Es importante señalar que estos efectos persisten mientras la persona toma probióticos.

Los probióticos: acción rápida en el tiempo

Los probióticos son microbios vivos que pueden influir positivamente en el organismo. Pueden ayudar a mejorar los marcadores de salud digestiva, reducir los síntomas de ciertos trastornos digestivos y mejorar el sistema inmunitario.

Para el alivio de los síntomas a corto plazo, como la reducción de la diarrea, algunos probióticos pueden hacer efecto en sólo unos días. En el caso de las enfermedades crónicas o de la salud inmunitaria general, puede ser más beneficioso tomar probióticos durante semanas o meses.

También puede interesarle leer: El chocolate es bueno para el corazón: lo dice la ciencia

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.