Ansiedad y depresión aumentaron durante la pandemia de coronavirus

Durante la pandemia el coronavirus no ha sido la única enfermedad que afrontan las personas en el mundo. De hecho, el confinamiento por el COVID-19 ha generado que la salud mental de mucha gente se haya afectado. Es el caso de la ansiedad y la depresión, cuyas cifras de consulta por estas afecciones psicológicas aumentaron durante el tiempo de pandemia. Así lo reportó Tedros Adhanom Ghebreyesus, director General de la OMS, en un artículo para World Psychiatry.

En es artículo, Ghebreyesus afirma que las personas están teniendo cuadros de ansiedad, miedo, transtornos del sueño y depresión; muchas personas no estaban listas mentalmente para un aislamiento. Esto se ve reflejado en el incremento de consultas psicológicas y llamados a líneas de emergencia. Por eso, enfatiza que: «los sistemas de salud mental de todos los países deben reforzarse para hacer frente a los efectos».

Además, da cuenta de que no manejar estos cuadros psicológicos, pueden poner en riesgo las medidas de prevención de la pandemia; al respecto dijo: «Todo éxito en el tratamiento de la ansiedad y la angustia de las personas facilitará que tengan la voluntad y la capacidad de seguir las directrices de las autoridades sanitarias».

Y es que el coronavirus no sólo afectó los sistemas de salud, también dejó un gran hueco social y económico; pues, como lo dice en su artículo, «muchas personas en el mundo están sufriendo la pérdida de sus medios de vida y oportunidades, los que aman a una persona afectada por COVID-19 se enfrentan a la preocupación y la separación. Algunos recurren al alcohol, las drogas o a comportamientos potencialmente peligrosos como el juego.» Esto es realmente preocupante, pues no sólo se debe hacer frente a un virus, sino a todo lo que el virus conlleva.

Son muchos los aspectos de esta pandemia por los que la ansiedad y la depresión aumentaron en el mundo. También está el hecho de aquellas personas que perdieron seres queridos por culpa del coronavirus y no pudieron decir un último adiós; es una situación atípica, que seguramente afectaría su proceso de duelo.

Además, los casos de violencia intrafamiliar en muchos países aumentaron en este confinamiento. Los Gobiernos se enfrentan a una fuerte situación social y económica.

También te puede interesar leer: Depresión en las mujeres ¿Por qué se ven mucho más afectadas?